• Editor

¿Qué perdemos cuando perdemos la fe?



Para Rosa Catalina quien entre vaivenes... cree.


Una primera respuesta es que la vida se vuelve imposible pues las certezas son pocas si es que las hay. Ojalá pudiéramos guiarnos en todo por certezas, por lo que nos consta, pero esto es prácticamente imposible. Con un leve acto de conocimiento de nosotros mismos, con un poco de honestidad para con nosotros, podemos darnos cuenta que la mayor parte de nuestras acciones son guiadas por la fe, por lo que creemos.

El sentirnos seguros de alguien o algo, pareciera en esta época un ideal inalcanzable. Las palabras bellas que alguien nos dice o nacen muertas o se marchitan demasiado pronto la mayoría de las veces.

¿Qué nos queda entonces? ¿Habrá una manera lo suficientemente segura de evitar los fracasos y las decepciones? No. No la hay y todos estamos expuestos a terminar embaucados en algún momento.

Y sin embargo no podemos vivir sin fe a riesgo de convertirnos en gente estéril, sin creatividad y, en el fondo, profundamente desesperados.

El cinismo, el aprovecharse de los demás, convertirnos nosotros en embaucadores es la otra alternativa.

¿Habrá alguno, alguna a quien le podamos dar un sí incondicional?

Es una pregunta que idealmente nadie puede responder por nosotros. Pregunta importante de cuya respuesta pende nuestra estabilidad tanto emocional como espiritual.

Mtro. Alfredo Pintos Aguilar

0 vistas
Contáctanos
  • Blanco Icono de YouTube
  • Facebook Clean
  • Flickr Clean

55 1232 9858